Páginas vistas en total

domingo, 12 de septiembre de 2010

Textos adaptados V (Primero de Bachillerato). Los Nervios.


Uno de los hitos más importantes de la guerra contra los Belgas, fue el enfrentamiento y posterior derrota de los Nervios, ¿Quiénes eran? Situada hacia el noroeste era la tribu más numerosa, que no se daba por vencida y seguían plantando cara a los romanos. Ambos contendientes se dirigieron hacia el río Sambre, y, según Adrian Goldsworthy las fuerzas de ambos ejércitos estaban equilibradas. ( las de los romanos estaban constituidas por unos 30.000 o 40.000 soldados, apoyados por varios miles de jinetes ,- equites-, e igual número de tropas ligeras, -levis armaturae- ).

Los belgas habían evacuado a sus mujeres, niños y ancianos a lugares-santuario, situados en marismas inaccesibles, y habían contactado con los rehenes galos y belgas que acompañaban a César; éstos habían dado detalles de la formación en marcha de los romanos, en la que cada legión caminaba de forma independiente, cargada con sus propios impedimenta o bagajes, lo que las dividía en ocho secciones principales, .con engorrosas líneas de sirvientes, carros y animales de carga entre ellas, que dificultaba la creación improvisada de la línea de batalla. Este tipo de formación hacía vulnerables a los romanos y los nervios habían elegido el terreno con cuidado (...) Sabían que César cruzaría el río, por lo que lo más posible es que siguiera una ruta muy trillada, utilizada por las tribus para la circulación comercial, además de para el paso de los ejércitos" (AG). A cada lado del río, vadeable en esta época del año, se alzaban suaves cerros y la orilla más lejana el valle se abría unos doscientos pasos, pero la zona era muy boscosa, lo que permitía que los guerreros belgas aguardaran escondidos. Mientras en la orilla por la que avanzaban los romanos, los nervios habían construido gruesos y altos setos, obstáculos que impedían el avance de los jinetes. En la batalla de propaganda de que ya hemos hablado, lanzaban un claro mensaje a César: se iba a enfrentar a una tribu orgullosa con una gran reputación marcial.

Pero César también había sido advertido por los exploradores, que habían obtenido sus informaciones de belgas apresados, por lo que el general cambió su estrategia: tras la caballería situó a seis legiones expeditae (libres de bagajes o impedimenta, que había dejado a cargo de las legiones recién reclutadas, que constituían la retaguardia). El orden era el siguiente: la décima legión iba en cabeza, seguida de la novena, la undécima, la octava , la duodécima y la séptima. Según la práctica habitual del ejército romano levantaron un campamento de marcha, protegido por un foso y un muro, y las tropas se situaron frente a la orilla ocupada por el enemigo, escondido detrás de los árboles; los nervios tenían poco jinetes y fueron vencidos con facilidad, aunque los romanos evitaron internarse en el bosque para seguirlos; cuando llegó el grueso del ejército comenzó a construir el campamento,amontonando los fardos, los casos, los escudos y las pila en el suelo, sin desprenderse, por precaución de su armadura mientras cavaba. César, a diferencia de lo que había ocurrido en otras ocasiones, y que fue muy criticado por Napoleón, cometió el error de no proteger a sus legiones mientras construía el campamento, lo que pudo resultar fatídico; el ataque de los nervios les tomó por sorpresa realizando diversas actividades, lo que obligó a César a tomar decisiones precipitadas; pero legados y centuriones tuvieron la capacidad de organizarse espontáneamente, y se formó una línea de batalla menos ordenada de lo habitual (no hubo tiempo para quitar la funda a los escudos o colocar las cimeras y penachos en los casos, elementos de impresión visual), mientras el procónsul se dirigía a caballo a cada una de las legiones, comenzando por la favorita, la X. Pronto vencieron la resistencia de las tribus aliadas de los nervios, los atrebates y los viromanduos, aunque el grueso del ejército belga, encabezado por el jefe Boduognato, atacó el ala derecha de los romanos, cuya visión dificultaban los setos de que hemos hablado; se produjo una gran matanza de centuriones y muchos heridos. La presencia de César reordenó las filas e infundió ánimo a sus soldados. El objetivo de los nervios era alcanzar la fama con la muerte del comandante; César arriesgó su vida y dio muestras de la virtus romana, colocándose al frente de sus tropas, aunque el propio general reconoce que la Batalla del Sambre fue una batalla de soldados, y que la victoria se alcanzó gracias a la disciplina y determinación de los legionarios; incluso los esclavos colaboraron en las operaciones.

Los nervios no se rindieron con facilidad y lucharon durante mucho tiempo. César sostiene que algunos guerreros se subieron incluso a los montones formados por sus propios muertos para seguir luchando, lo que según Goldsworthy es probablemente una exageración que atestigua la ferocidad de un combate que el general había visto muy de cerca en esta ocasión. No obstante las bajas fueron muy numerosas, los nervios se rindieron ante el procónsul que les ordenó mantenerse dentro de sus fronteras , al tiempo que daba instrucciones a las tribus vecinas de no atacar al vencido.

Textos latinos:

Trans flumen Sabim (río
Sambre) omnes Nervii consederant, et ibi adventum Romnorum exspectabant una cum Atrebatibus et Viromanduis, finitimis suis; exspectabant etiam Atuatucorum copias. Mulieres quique per aetatem ad pugnam inutiles erant in unum locum coniecerant, quo propter paludes exercitus aditus non erat.

Caesar, quod
ad hostes adpropinquabat, consuetudine sua, sex legiones expeditas ducebat. Ubi prima impedimenta nostri ab iis, qui in silvis abditis latebant, visa sunt, quod tempus commitendi proelii inter eos convenerant, ut intra silvas aciem ordinesque constituerant, subito omnibus copiis provolaverunt impetumque in nostros equites fecerunt. His faciles pulsis ac ptoturbatis, incredibili celeritate ad flumen decucurrerunt.

Caesar, necesariis rebus imperatis, ad cohortandos milites decucurrit et ad legionem decimam devenit; atque in alteram partem item cohortandis causa profectus occurrit. Tan exiguitas temporis fuit ut non modo ad insignia accomodanda, sed etiam ad galeas induendas scutisque tegimenta detraenda tempus defuerit.

Legiones diversi ab hostibus, saepe, densissimis, restiterunt. Hostes etiam in extrema spe salutis tantam virtutem praestiterunt ( demostraron) ut, cum primi eorum ceceidissent, proximi iacentibus insistirent (sobreponerse) atque ex eorum corporibus pugnarent; his deiectis et coacervatis (amontonado) cadaveribus, qui super
essent, ut ex tumulo, tela in nostros conicerent et pila intercepta remitterent.

Hoc proelio facto et prope ad internecionem gente ac nomine Nerviorum redacto, maiores natu una cum pueris mulieribusque ad Caesarem miserunt seque ei dediderunt.

Léxico :

Adventus-us
(sustantivo masculino 4ª declinación) : llegada
Mulier-eris (sustantivo femenino, 1ª declinación ): mujer
Galea-ae ( sustantivo femenino, 1ª declinación ) : casco
Scutum-i ( sustantivo neutro 2ª declinación ) : escudo
Consuetudo-dinis (sustantivo femenino de la 3ª ): costumbre.
Agmen-inis (sustantivo neutro 3ª declinación; ejército en marcha
Acies-ei (sustantivo femenino, 5ª declinación): tropa formada en orden de batalla
Internicio-onis (sustantivo femenino 3ª declinación): matanza, exterminio de un pueblo.

Locuciones:

Legiones expeditae:
legiones libres de los impedimenta
Levis armaturae: tropas ligeras
Spe salutis: esperanza de salvación.

Gramática:


Vamos a seguir repasando las preposiciones e, ex, ab, in o ad
Introducimos los enlaces polivalentes ut y quod
Repasamos los participios pasados y vemos el gerundivo.




Como podéis ver el interés suscitado por los Comentarios de Cesar es muy grande, y da lugar a todo tipo de productos, como éste que presentamos. Las inexactitudes son grandes, hasta el extremo de que cuando fuimos a Roma, muchos estudiantes creían que César, como dice este video desinformado, fue el primer emperador romano. La voz que se oye es la del famoso loquendo.

Ante la falta de recursos fijaos cómo construyen la diégesis de una batalla con voces de los guerreros, ya que con la imagen sólo no pueden dar vida a estos acontecimientos.